De la violencia sutil…

Etiquetas

, , ,

Recuperando la imagen de esta pirámide de las diferentes violencias y sus “grados”, recuperé también la necesidad de no olvidarla. Nos basamos en ella para trabajar las formas de ejercer tratos vejatorios, indignos y en contra de derechos humanos, los derechos de las mujeres y los derechos de las personas diversas sexualmente. Sin embargo, no es suficiente. Esta imagen debería estar impresa, plastificada y convertida tamaño dni para llevar en la cartera. Digo, por si en alguna ocasión y a lo largo del día, te ves envuelta u observas situaciones de violencia simbólica. Lo SIMBÓLICO es algo que cuesta percibir pero que sabemos que está y más importante aún, que tiene poder de perpetuo o de cambio.

pirámide violencia género(Pirámide Johan Maltung)

En el caso que yo quiero compartir no es tan relevante el motivo de la burla sino su forma de operar en grupo. Su causa y su relación con los demás. Su funcionalidad como herramienta de avivar, templar o reducir a las masas. Para crear opinión. El humor expresado de estas formas es destructivo. Es controlador. Es anulador. Y es VIOLENCIA.

Planteada una sesión formativa, el grupo con el que desarrollaba una dinámica, tenía que reflexionar sobre qué formas hay de ejercer violencia del hombre contra tu pareja, mujer, en el marco de una relación personal, amorosa, sexual u similar. La idea era ir más allá de la detección de lo “más grave”, para hablar del caldo de cultivo que genera esas relaciones desiguales de poder entre hombres y mujeres y que en el marco íntimo de una relación, “esas microsociedades”, todavía se manifiestan mas crudamente y, a la vez, pasan más desapercibidas como violencia. Hablar de si tiene o no consecuencias en la pareja, ese escenario tan, que el hombre llegue con su Poder de decisión y de acción y la mujer llegue con su no Poder. Y al hablar estos escenarios privados, surge rechazo y surge burla. Se percibe incomodidad y lo demuestran con chistes sobre las mujeres en la pareja, sobre su deber de disponibilidad para todo, y para él, y de ahí sin apenas darnos cuenta ya ha desaparecido hace rato la sujeto y damos paso al objeto. A la mercantilización: a humillar, ignorar, desvalorizar, despreciar, culpabilizar, invisibilizar, es decir, a movernos entre la zona sutil y la invisible. En la parte, y es importante decirlo, más baja de la pirámide.

Más episodios de violencia simbólica…  Esta vez nos vamos de la burla o chiste, pero seguimos en la zona invisible, para ir a la conducta paternalista, a la anulación, al tono-lluvia fina machista que todas sabemos detectar aunque a veces dejemos pasar (supervivencia, cansancio o bloqueo mental, todas las opciones comprensibles y humanas).

Ir a lavar el coche y encontrarte con un individuo encargado de las labores de limpieza que decide ir más allá de su labor como tal y ser mecánico (dos por uno). Tocar tu coche, abrir el capó, curiosear dentro y darte consejos que no has pedido sobre la máquina en cuestión.

Pregunta: ¿a mi padre, novio, hermano o vecino le hubieras tocado y hurgado el coche sin permiso o te hubieras limitado a hacer tu trabajo, es decir, darle al botón y seleccionar programa de lavado simple, con cera o súper ?.

Ana Beaumont, analiza lo sutil e invisible a través de otras formas de violencia: el lenguaje sexista y que tanto cuesta enfrentar.

Cualquier forma que adopte la práctica del lenguaje: a través de los símbolos lingüísticos convenidos (convenidos por quiénes?) o a través de cualquiera de sus múltiples formas de expresión artística transmite una forma de ver, entender y definir la realidad. O sea “que es y qué no es algo”. El lenguaje nos hace cómplices de las desigualdades en la medida que invisibiliza unas realidades o las desvaloriza en relación a otras que están sobrerepresentadas y que ocupan la dimensión del todo.”

“Cuando una situación no se quiere cambiar se dice que no existe, y por tanto, cualquier cambio es ilegítimo.”

 “¿Y qué es el negacionismo? Pues una postura de reacción del sistema que busca que todo siga igual. (…) O En definición de Michael Specter: todo un segmento de la sociedad a menudo luchando con el trauma del cambio, da la espalda a la realidad a favor de una mentira más confortable”. 

Recuperando esta pirámide de violencias, mientras la cultura, los sistemas de orden y de poder, las imágenes, sigan inmutables, recuperamos la mirada hacia lo invisible, lo que nadie mira y quiere mirar. Lo que supone un verdadero cambio de paradigma social.

 

Planes de Igualdad. ¿Para qué os quiero?

Etiquetas

, , , ,

Una de las cosas que aprendes cuando te metes de lleno en un plan-proceso de igualdad es que entiendes, a pesar de no haber estado, lo que debió ser la llamada transición española.

Es decir que ahora entiendo lo que es plantear un cambio de modelo. Pasar del punto A al punto B. O quedarse en el medio porque no es el momento, no están quienes quieren estar o podemos remover y preguntar(nos) pero eso no cambiará nada. Tal vez ese modelo es bueno porque es un viejo conocido, funciona, se mantiene, da credibilidad. No es cuestión de edad, ni de pertenencia, militancia o de bagaje, es que convence.

Aceptar que el modelo, ese modelo que en su momento fue visionario, resistirá es indigesto cuando no te transmite seguridad pero también sirve para decidir no formar parte.

Me gusta mucho el concepto, aprendido a través de mis nuevas amigas las consultoras estrategas y estratégicas, de cultura organizacional: “analiza la estructura profunda y poco visible compuesta por valores, historia, cultura y prácticas que forman la manera de trabajar. Estos elementos nos informan sobre los tipos de poder y liderazgos, la noción de trabajo/empleo, modelos de masculinidad, el lenguaje, tabúes, resolución de conflictos, símbolos, etc…, diferentes capas de la organización desde la más superficiales hasta las más profundas donde las creencias y valores se expresan implícitamente sin que las personas sean conscientes de producir dificultades a la hora de percibir cambios de un modelo”. Resume tan bien lo que se respira en cada casa que me ha servido para entender lo difícil y lo fácil que es cambiar.

Otro fenómeno que aparece en un plan de igualdad es el de las barreras, en plural, porque son muchas, o la misma manifestada en diversos momentos y diferentes caras. Éstas son agotadoras, parte del proceso sí, pero afiladas, muros indestructibles, tajantes. A veces se tambalean un poco y entonces entramos y planteamos un “¿y si hacemos una reflexión conjunta sobre esto, si lo queremos, cómo, cuándo?

“¿Y si pensamos que al no acceder y ser accesibles para una parte de la población, las mujeres, no estamos trabajando en y con la sociedad? ¿Y si contribuimos inconscientemente a la discriminación?”¿Sabemos qué significan las cosas? ¿Qué es acosar sexualmente, qué aborda la conciliación, qué es la discriminación indirecta, qué significa ser agresor y víctima? Trabajamos con y en relaciones personales, con cierta distancia en aras de la objetividad, pero al final estamos participando en mayor o menor medida en la construcción de relaciones interpersonales, profesionales, sociales, familiares…. Algo de eso que llaman responsabilidad social.

No puedo evitar decir: ¿No es suficiente este contexto como para darle una vuelta al “modelo”?

Y es verdad que sale un ánimo de que suceda lo que yo deseo. Que vayamos hacia otras formas de hacer y de pensar, en mi opinión, más enriquecedoras, lo anterior tiene una base sólida, honesta y solidaria pero le falta la mirada humana compartida: la de los hombres y las mujeres, luego ya vendrán los orígenes, los status, las culturas, las religiones, las necesidades básicas pero antes somos eso. Esta mirada, perspectiva, enfoque, re-direcciona todo lo aprehendido, lo atraviesa y matiza.

Y algo que nunca me quito de encima y que siempre soy testigo es ver cómo se tilda de “un tema más”: en las reuniones, en los emails, en los pasillos, en la inversión de tiempo, de dinero, de personal. Primero por el tratamiento que se le da, es un “tema”, no un fenómeno social que requiere una reflexión, segundo por minimizar el impacto de todo un proceso de diagnóstico de igualdad, de todo un trabajo de revisión valiente e inteligente de muchas personas, de trabajos que otras y otros ya han comenzado, ejemplos y modelos pioneros que han aportado al trabajo de campo y al pensamiento nuevas formas de hacer más justas y dignas.

La verdad nunca es transparente, clara, ni fácil de transmitir”  Victoria Camps.

Nan Goldin

Etiquetas

, , , ,

AutoretratoNanunmesdespues1984

Roommatecontazadete1973Boston           1978Londres

Entre las vulneraciones de derechos de las personas palestinas y la violencia de género más primaria justificada por populismos seudofolclóricos con escasa o nula capacidad mental, tengo que buscar y empaparme de personas con talento e ideas con luz, de lo contrario acaban por hundirte en el pozo más pesimista y sociópata inimaginable…..

http://www.eldiario.es/pikara/fiestas_6_279682043.html, http://www.pikaramagazine.com/2013/07/tetas-y-toros/

Me descubren a Nan Goldin, fotógrafa de los 80, y su manera de transmitir sus experiencias vitales, a través de un realismo y un directo que hacen no poder dejar de mirar, no se puede pasar por alto lo que ocurre…….

La gente que aparece en mis fotos dice que estar con mi cámara es como estar conmigo. Es como si mi mano fuera una cámara. En la medida de lo posible, no quiero que haya ningún mecanismo entre el momento de fotografiar y yo. La cámara es parte de mi vida cotidiana, como hablar, comer o tener sexo. Para mí, el instante de fotografiar, en vez de crear distancia, es un momento de claridad y de conexión emocional. Existe la idea popular de que el fotógrafo es por naturaleza un voyeur, el último invitado a la fiesta. Pero yo no soy una colada; esta es mi fiesta. Esta es mi familia, mi historia”. (Nan Goldin)

Y a veces son todo a la vez: retrato, documento, prueba, monumento, diagnóstico, grito de amor desesperado, pedido de auxilio. Como ese autorretrato de 1984 en el que Goldin, desfigurada por los golpes, un ojo inyectado de sangre, mira a cámara en un impasible plano americano, mientras al pie de la foto un texto lacónico dice: Nan después de haber sido golpeada”.

http://elmalpensante.com/index.php?doc=display_contenido&id=2585

 

 

 

 

“Mi útero no lo expropia ni dios”

Etiquetas

, , , ,

8 marzo 2014

Ya lo decía Catherine Mackinnon “la sexualidad es al feminismo lo que el trabajo al marxismo: lo que es más propio y a la vez más expropiado”.

Que menos que en estos tiempos de algarabía y horror no paremos de recordar, machacar y enfrentar todo aquello que se aparece como una imposición. Sobretodo cuando en los llamados Congresos de los Diputados están a punto de acabar con los minúsculos avances que vamos consiguiendo. Siempre esa ácida sensación tipo wasabi de “me hacen un favor “….

Recojo el lema de las Gazte Komunistak! Es directo y da en el clavo,en el útero, ese espacio social tan perturbador…. Al final todo depende de la legitimidad que se tenga para la opinión pública y está claro que dios, este dios omnipotente o el señor (es) que sea, siempre está legitimado. Por la tradición, por el control, por la única moral, por la doble moral, por unos pocos que dirigen al resto.

“El feminismo nace con la modernidad y tiene texos fundacionales del siglo XVII. Nuetsros días tienen el resto de convertir este pensamiento estabilizado y político en un pensamiento global. La libertad de las mujeres es un casus belli en muchos sitios donde la libertad de las mujeres no gusta nada y se resisten con uñas y dientes amparándose en la santa tradición. Para otros es un término que no saben lo que es, pero les inquieta y no les gusta. Centrarse es importante. ¿De dónde viene el feminismo? El día en que Descartes nos puso de pie. No admitas más que ideas claras y distintas. Por ejemplo, todo lo que viene existiendo puede ser un prejuicio heredado. El porvenir del feminismo dependerá muchísimo del porvenir del racionalismo, que no está asegurado“.  Amelia Valcárcel

http://revistatarantula.com/daniel-maria-conversa-con-la-filosofa-amelia-valcarcel/

FINAL-MANIFIESTO_5_Junio1

 

 

 

 

 

Y todavía nos preguntan “¿ para qué ? “

Etiquetas

, , , , , ,

Este post lo dejé a medio hacer, no muy convencida de como lo quería abordar. Me salió tras la sesión siempre turbia del 8 marzo, tras conversaciones con mis compañeras y compañeros y tras mi puesta en escena con los chicos de clase. Turbia porque siempre sale revuelta, turbia también porque siempre agita.

La verdad que con lo tiempos que corren, más bien surcan nuestro espacio aéreo y lo dejan bien tocado, sientes que todo es un poco “sin mas”, flojeras continuas, me hincho y deshincho con facilidad.

Pero luego pasan cosas, cosas inquietantes, es decir, que todavía sorprenden y cobijan. Y digo cobijar, porque literalmente te echan una manta por la espalda y se te quita el frío. El sudor frío y ansioso que te hace pelearte con todas y todos sin excepción.

Las fechas pueden ser o son simbólicas, es más el significado melancólico que tu le des, pero debo reconocer que estos últimos meses entre alegrías de aire fresco y mudanzas, manifas 8 marzo, y nerviosismo por mostrar por fin una parte de mí y de mi visión de las cosas en ciertos espacios sociales he terminado muy cansada.

Como decía, en estas fechas he visto como algunas personas hacían ese trabajo por mí, por ellos y por ellas y desde luego sin necesidad de estar encima. Me sorprendo por su interés, su refrescante mirada y dedicación por intentar transmitir valores e ideas, y aquí sí seré contundente, buenas, ricas, las mejores. No hay discusión posible en si necesitamos igualdad, en si la perspectiva de género para entender y criticar la vida, es un tema más, entre otros…., NO ES UN TEMA MÁS. Es una mirada clave que solo se puede unir a otras claves como la raza, la etnia, la religión o la opción sexual. Pero es que insisto antes que nada eres mujer o eres hombre y a partir de esa forma física se espera un rol, actitud, manera de ser en ti. Y de la misma, y por arte de magia, se crean relaciones de poder y de no poder.

Así que me agrada y me emociona ver que personas que aparecen o que siempre han estado en mi vida, lo entienden sin peros, lo revisan e interpretan a su manera y comparten una visión crítica y en cierta manera desesperada de la vida, con su contundencia que como sabiamente suelo escuchar, cada una o uno tiene su particular forma de………

Dejo aquí en torno al 8 de marzo, mi pequeña mención a este día, comparto algunos de los materiales que poco a poco hemos ido haciendo, inventando, alucinando. Para quien quiera o le interese saber qué estamos haciendo por.

Como dijo Lidia Falcón: “ feminismo o barbarie”.

Ideas de Mitxel

Las mujeres en la historia

Nueva dinámica 8 marzo

 

 

 

 

 

 

Esther Ferrer. Hacer lo que quiero…..

Etiquetas

, , , , , , ,

img_0159esther-ferrer-07jpg0410111242-cFoto3967

esther_ferrer_el_arte_de_la_performance_teoria_y_practica_1331223009

Lo absurdo, lo desnudo, lo al natural, la repetición, el tiempo, lo infinito, el cuerpo a través del tiempo, lo mínimo, lo “íntimo y personal”, la permanencia de la obra frente a la acción como interés, vivencia del feminismo desde su “personal”, juguetes educativos son misiles, una coliflor en la cabeza, o un trofeo, una silla, un peluche, mis cachivaches en la mesa, romper algo con fuerza, seria al hablar en público y desnuda, retomar y abandonar la idea-acción, la interferencia en el tiempo y en el objeto,…..

Las marcas en la piel al doblar la tripa y caer los pechos, blanca y roja, marcas de todo tipo, del tiempo y de lo adherido, las arrugas en los vertices de los ojos, las canas transversales, las venas en las piernas, parecer la edad que es, más luz, menos luz,…..

Así me sale tras escuchar, ver y hablar sobre Esther Ferrer.

Se han empeñado en que hay que “comprender”, entre comillas, la obra de arte. Yo soy muy contemplativa, creo que la contemplación es una cosa maravillosa. La estás contemplando y a lo mejor no entiendes nada, pero estás allí como la serpiente y el hindú que toca la flauta. Nos han metido en la cabeza que hay que entenderla y entónces te lo explican ( …) esa necesidad de tener que explicarlo todo! dejad a la gente que comprenda lo que quiera!

En arte soy una generalista, no una especialista. (…) Yo un día hago fotos, y mañana hago una instalación y pasado mañana una performance o un dibujo y al otro hago objetos porque me apetece, y salto de uno a otro según lo que ronda en mi cabezay el momento que vivo.”

No estoy jugando con la estética, estoy jugando con mi trabajo, que es mi responsabilidad y en el que no quiero alejarme de la línea que he elegido que es, como te he dicho, permitírmelo todo en arte, como todos los artistas, supongo pero hay cosas que me parecen muy bien en los otros, en mí no me lo parecen, no forman parte de mi “cuerpo”, de mi ser, de la idea que tengo de mí misma, de la idea que tengo de mi trabajo.”

“Mi cuerpo, en el caso de la acción, es un poco como una herramienta de trabajo, un útil, un objeto que yo puedo manipular, ahsta cierto punto claro.Desnundarse o no desnudarse, pero si eso no tiene la menor importancia……Siempre me he desnudado sin ningun pudor(..) No me crea ningun porblema y lo hago cuando es necesario. Cuando pienso que puede ser útil , por ejemplo, para luchar contra la idea de que las mujeres tenemos que estar perfectas y tener un cuerpo maravilloso a todas las edades que una mujer de 73 años, mi edad, ya está para el arrastre, entónces digo, pues no: este es mi cuerpo y no tengo por qué tener vergüenza, en él está escrita toda mi historia.”

“(…) De todas formas, nunca he pretendido provocar al público, hacerle reflexionar sí, y no me preocupa si les gusta o no les gusta.

 “Lau Mugimendutan, En 4 movimientos, In four Movements”, Esther Ferrer, Artium, 2011- 2012.

San Fermines y la violencia de género consensuada…..

Etiquetas

, , , , ,

¿A quién no le han preguntado alguna vez si merece la pena molestarse o discutir por una broma, un chiste, un comentario “sin malicia”? ¿A quién no le han aconsejado alguna vez si no es mejor dejarlo pasar, mirar para otro lado, no hervir la sangre que el mal rato sólo te lo llevas tú…..?

Sin embargo, cada día, cada segundo, cada instante en el que te manejas como por arte de magia saltando minas machistas o comiéndotelas de lleno, es difícil dejarlo pasar, no molestarte, no reaccionar, no discutir lo qué está mal dicho, pensado, y hecho. Y no porque lo diga yo, porque es lo justo y porque “mi derecho” no vale más o menos que el tuyo, vale igual y merece respeto.

Pero, ¿qué es respeto? Condescendencia, complacencia, adaptación, tolerancia, tranquilidad, pacifismo, ……. ¿Por qué todo suena a que me hacen el favor de, a que te permiten coexistir bajo unas reglas, que no sé vosotras pero yo no inventé ni refrendé?

Las ultimas noticias son más de la misma historia reproducida una y otra vez en distintos escenarios sociales. Rabia, asco, pena, cansancio, amargura, pérdida de palabras, ya no apetece explicar. Sucede lo peor, asesinatos por violencia de género, abusos sexuales, acosos, discriminaciones y maltratos de todo tipo, forma y color, con todo tipo de disfraces y escenarios urbanos, rurales, inocentes, agresivos, humorísticos, folclóricos, etc… y siempre, digan lo que digan, bajo la ceguera mental más intensa, siempre son contra las mujeres y contra la mujer. Y yo sigo siempre con la misma idea en la cabeza: ¿quién te ha dicho que pienses por mí e intervengas en mi espacio, en mi cuerpo, en mi intimidad, en mi razón, en mis actos, en mi forma de….?

Cierto que siempre olvido que la respuesta pasa por el más espléndido poder patriarcal habido y por haber. Y es ahí dónde reside su fuerza, su poderío y su control para minimizar y maximizar lo que arbitrariamente decida.

Si hoy salgo por la puerta y alguien se atreve a decir delante de mí que ha existido provocación, que es una fiesta, que es el alcohol o las drogas, que es consentido, que no es para tanto, que le gusta, que la falda era corta y otras sandeces, puede que la que suscribe definitivamente abandone la poca racionalidad que le queda y se una a las armas.

Ojo por ojo, diente por diente y si no al tiempo. Gusta usar el calificativo radical para todo aquello que es lo no normal, todavía no saben realmente lo radicales qué somos o podemos ser…

 

 

Doris Salcedo.

Etiquetas

, , , ,

sillas doris salcedoAtrabiliarios 2 (Doris salcedo)

doris

Sin títuloAtrabiliarios.

“Yo soy una artista política que trabaja desde el tercer mundo, que ve la vida desde el tercer mundo… me interesa analizar el poder y cómo aquellos que detentan el poder manipulan la vida… ”

Doris Salcedo es una de las artistas colombianas que expone en espacios de prestigio a nivel internacional sin embargo, no han sabido o querido reconocer su trabajo en  el ámbito político, institucional y mediático colombiano. Los cículos de poder, parecen, son más estrechos y celosos cuanto más cerca de casa.

En 2010,  ganó el premio Velázquez de las Artes que otorga el Ministerio de Cultura de España, siendo la primera vez que es otorgado a una mujer. La obra Shibboleth por si sola habla, la división como base de los conflictos. 

Destacan sus series de instalaciones con muebles y su trabajo con las víctimas de la violencia colombiana. Series como Atrabiliarios (1991-1996), Casa Viuda (1992-1995) y Sin título (1989-2005).

Los muebles algunas veces son transformados de tal manera que a veces aluden a cuerpos humanos o partes de ellos”.

La artista habla de las las violencias que produce el poder, el poder que oprime, que domina….

¿Y qué poder es ese? No es el poder de las otras culturas, de la negociación y el intercambio, del respeto de lo otro, lo alterno, lo subalterno,…. ¿Y quién representa el poder, quién no lo representa y no lo detenta?.

Las sillas llaman al poder de destruir, arrinconar, reformar, violentar la estructuras e identidades que puedan coexistir y sus objetos sociales y cotidianos. No sólo pensamos en las consecuencias de un tifón llamado guerra entre dos bandos dentro de un mismo territorio, con todo lo que eso implica de brutal. Mismos vecinos y vecinas pisando la misma tierra pelean por el poder. Es la historia de la humanidad cíclica. Misma actitud de superioridad omnipotente, mismos errores……

Pensamos en la idea, por la parte que nos toca a cada una, de arrinconamiento de la identidad, sexual, plural, cultural, perfiférica,….. Las sillas forman un edificio que en realidad está roto, cansado, descompuesto, excluído, repudiado, limitado, violentado y otros han decidio que sea así. Es inevitable sentir empatía………..

¿Y en el deporte? Más política sexual ….

Etiquetas

, , , ,

Catharine Mackinnon se preguntó qué hay en la experiencia de las mujeres que genera en ellas una perspectiva específica de la realidad social a lo que responde con otra realidad social: la cosificación sexual de la mujer.

Hace unos días leí esto en un foro: “¿Son las jugadoras de volley playa las mas cachondas y tienen un cuerpo mas femenino?”. Y me dije a mí misma, mira otro hombre acomplejado por alguna parte de su cuerpo/rasgo de su personalidad que descarga sus frustraciones sociópatas y misóginas contras los cuerpos de las mujeres con el fin de creer y sentir que controla o interviene de algún modo en la vida de las mismas y así sentirse mejor.

Pero estas expresiones existen, se reproducen y nunca mueren. Y a su vez, coexisten con acciones mucho más peligrosas para la mente humana. Se perpetúan mediante tradición/humor sexista y apoyo mediático de grandes empresas y gigantes que acogen y refuerzan esta cultura y subcultura del control sexual camuflado de zafia y simple sexuación de los cuerpos femeninos.

Otra cuestión que me apasiona es el deporte como objeto económico. Y las marcas que patrocinan el deporte. Y el negocio bueno que se montan, pero es que en el caso de la mujeres en el deporte, la deportista profesional, sus logros, sus metas deportivas, sus desarrollos, son obviados  en pro de una publicidad como meros elementos de disfrute visual, estético, sexual, escaparates con ropa deportiva. ¿Si esto no es política sexual, no es control, ni limitación, ni discriminación, qué lo es ?

Voleybol, natación, futbol, surf, snow, etc.., los más afectados por esta manipulación: ¿actividad deportiva profesional o publicidad sexual?

En contra respuesta merece, más que echar pestes, que también, tanto autocontrol siempre no puede ser bueno, leer y reconocer las experiencias vividas de las que mejor pueden mostrar y ejercer su derecho a elegir en el deporte profesional o en lo que les plazca, las mujeres mismas.

Algunos ejemplos de los muchos casos de mujeres desportistas que practican y en ocasiones triunfan en activo, ya basta de pasivo……

Élida Alfaro hace cuatro años que se jubiló, pero esta madrileña sigue dirigiendo el Seminario Permanente Mujer y Deporte.(…) Es un éxito que en estos últimos Juegos hubiese por primera vez una representante femenina de todos los países”. Londres 2012, unos Juegos en los que la mayoría de las medallas españolas fueron a manos de mujeres. “Once de las 17”, celebra.

Alfaro culpabiliza a los medios, en especial las televisiones, de la imagen de la mujer.Exponen un modelo de mujer que genera actitudes”. Y no entiende que aún para muchos ellas sólo pueden practicar ballet, gimnasia o patinaje y no fútbol, lucha o boxeo. “Parece que hacer deporte nos masculiniza”, se asombra.

Pronostica que el panorama no cambiará hasta que ellas asciendan a puestos directivos en organizaciones deportivas. “El problema es que muchos cargos no están remunerados y las mujeres, además de su trabajo, llevan casi todo el peso mayor de la vida doméstica”.

http://sociedad.elpais.com/sociedad/2013/03/26/actualidad/1364317098_406186.html

Otra cara de los Juegos de Londres 2012 fue el mantenimiento del concepto objeto sexual de la mujer deportista.

La cobertura del voleibol de playa por parte de medios británicos en la previa de los Juegos Olímpicos Londres 2012 se enfocó en si las jugadoras deberían usar bikinis en caso de lluvia y si eso le quitaría atractivo. En principio, actitudes como esa ponen a las deportistas mujeres en una situación de clara desventaja: tienen que ser atractivas para darse a conocer pero no son tomadas en serio como deportistas porque son atractivas

http://www.tiempoenlinea.com.mx/index.php?option=com_content&view=article&id=6474:mujeres-de-voleibol-de-playa-usan-bikinis-con-orgullo

Y a destacar Mujeres en el Surf. ¿Alguien las conoce?

Leticia Canales, Campeona del San Miguel EHSF 2012 en Zarautz. Y otras nueve surfistas clasificadas…..

http://wearestyling.com/team-styling-surfboards/leticia-canales-jatyr-berasaluze-en-lo-mas-alto-del-2012-san-miguel-ehsf-surf-zirkuitoa/


 

Para todas las brujas, para que sigan siendo eso, brujas……

Etiquetas

, , , ,

1182623365_f

V. Woolf lo expresó muy claro: “A finales del Siglo XVIII, se produjo un cambio. La mujer de la clase media empezó a escribir (…). Porque las obras maestras no son realizaciones individuales y solitarias; son el resultado de muchos años de pensamiento en común, de modo que a través de la voz individual habla la experiencia de la masa.”

Hace unos días tuve la suerte de estar acompañada por casi todas las grandes mujeres de mi vida, bueno tengo la suerte de estar siempre bien acompañada, de estar inteligente, complicada y activamente rodeada de grandes mujeres. Vienen de todas partes, de otros pueblos, de casa, del patio de recreo, de campos y animales, de mano de otras, de mano de otros, de mi propia mano, de aquí y de allá. Y siempre tienen algo que decir que es a propósito de todas. ¿Quién puede decir que lo escuchado o experiementado por otras no le ha sucedido, no lo ha olido, u pasado de refilón? ¿Quién puede decir acaso que no va con ella, que es ajeno, extraño u inventado? ¿Quién realmente puede decirlo?

Pienso en nosotras, no quiero decir que siempre empatice todo lo que debería o tenga la paciencia suficiente o simplemente de tiempo a las cosas, pero sí puedo decir que pienso en ellas, por asociación, y por voluntad.

Rescatando figuras de mujeres olvidadas u eliminadas con gran maestría por fuerzas ocultas del bien y del mal, de nuevo sigo sorprendiéndome por la facilidad con la que unos y otros manejaban y mercantilizaban en función de sus intereses masculinos y económicos la cultura producida por mujeres.

Aquí os dejo una pequeña biografía sobre Aphra Behn, rescatada para mí por Virginia Woolf, de nuevo imprescindible en nuestras mesillas de nuestras habitaciones propias, con nuestros gorros puntiagudos, nuestras tazas de café al gusto, música o no de fondo, animal de compañía opcional y tiempo, mucho tiempo para gastar….

“Todas las mujeres juntas deberían echar flores sobre la tumba de Aphra Behn (….) porque fue ella quien conquistó para ellas el derecho a decir lo que les parezca. Es gracias a ella, pese a su fama algo dudosa y su inclinación al amor, que no resulta del todo absurdo que yo os diga esta tarde: Ganad quinientas libras al año con vuestra inteligencia.” (V. Woolf)

Aphra Behn nació en 1640, cerca de Canterbury, Inglaterra, con el apellido Johnson. Tras la muerte de su marido y gracias a sus conocimientos de idiomas y literatura, se dedicó a la escritura de poemas, novelas y obras de teatro.

Ella misma decía que estaba obligada a escribir para comer, en una época en que en Inglaterra ser mujer y profesional de la literatura estaba equiparado con ejercer la prostitución.

Aphra Behn se dio a conocer como autora dramática en 1670 con la representación de la comedia El matrimonio forzado. La obra, que se subtitulaba El novio celoso, fue un éxito. Después, Cartas de amor entre un noble y su hermana (1683), considerada la primera novela inglesa epistolar y la narración El Príncipe Oroonoko (1688), una narración corta basada supuestamente en la propia experiencia de la autora en su viaje a Surinam que refleja la trágica relación amorosa entre un príncipe  negro hecho esclavo y una esclava negra en el contexto histórico del colonialismo del siglo XVII, que está considerada como uno de los primeros precedentes contra la esclavitud y el abolicionismo.

Muchas académicas feministas han denunciado que la creación literaria de las mujeres en la sociedad patriarcal ha sido invisibilizada. Este es el caso de Aprha Benh, quien exponiendo en sus obras las cuestiones de la libre elección a la sexualidad, al matrimonio y el papel como sujeto político de las mujeres, motivó que el escándalo la acompañara durante toda su vida y su obra fuera tachada de indecente e inmoral.

Algunos sitúan a Aphra Behn como la primera en algunos aspectos de la historia de la literatura inglesa. Consideran que El príncipe Oroonoko fue la primera novela inglesa desbancando a Robinson Crusoe que parecía gozar de un consenso más amplio.

Alda Facio dice: “Además de ser feminista, fue una de las primeras abolicionistas. En su novela Oroonoko, describe los horrores de la esclavitud desde un punto de vista feminista (…). En muchas obras denuncia la mercantilización de los cuerpos de las mujeres y cómo esto no es muy diferente de lo que se hace con los y las esclavas. Denuncia el doble parámetro con que se juzgan las conductas de hombres y mujeres y a esto lo llama “sexismo”. En fin, hace muchas denuncias que de haberlas conocido, no tendríamos que haber pasado tanto tiempo desarrollando la teoría feminista de finales del Siglo XX” (…) No la descrubrí hasta muchos años después de ser feminista lo que me hace pensar que si la pudieron borrar a ella que fue una dramaturga “bestseller” de su tiempo, ¿a cuántas otras feministas menos conocidas no habrán borrado? (…) La considero una de mis ancestras intelectuales porque gracias a sus escritos, me pude dar cuenta que en el siglo S.XVII las ideas feministas se discutían hasta en el teatro y por ello darme cuenta cuánta historia nos ha robado el Patriarcado. Gracias a ella me he preguntado muchas veces ¿cuánto habríamos avanzado si el feminismo no tuviera que reinventarse a cada generación?